El novato del año está entre Judge y Bellinger

El béisbol, como la vida misma, es un ciclo que tiene su inicio, su punto de clímax y su final. Año tras año vemos como peloteros consagrados que en su momento fueron las máximas estrellas del show, ponen fin a sus gloriosas carreras para dar paso a la nueva generación de jugadores que vienen a tomar el relevo de estos y escribir su propia historia con sus equipos.

Todos quieren estar en los máximos escenarios de la pelota. Las “granjas” de los 30 equipos de Grandes Ligas cuentan con una gran cantidad de jóvenes que comparten el mismo sueño; llegar al equipo grande, triunfar y dar rienda suelta a sus habilidades en los campos de juego.

Este 2017 varios fueron los atletas que convencieron a la gerencia de su conjunto y fueron llamados a dar sus primeros pasos en la pelota de primer nivel. Ahora, ya terminada la temporada, y comenzada la época de entrega de premios a los mejores peloteros, es hora de entregar el galardón que condecora a los novatos que mejor desempeño tuvieron esta campaña.

Tanto en la Liga Americana como en la Nacional está casi decidido quienes son los que con trabajo se ganaron la etiqueta de favoritos para irse a casa con el premio de Novato del Año.

En la tierra de los bateadores designados llegó un muchacho de 26 años a deslumbrar el béisbol de Grandes Ligas con su increíble fuerza y su poder impulsor de carreras. Aaron Judge fue la sensación y principal arma ofensiva de los Yankees de Nueva York este año; llevándolos directo a su primera incursión en postemporada desde el año 2015.

“El Juez”, como fue apodado por su capacidad de sentenciar los resultados de los partidos, tuvo una campaña verdaderamente espectacular. Con el bate en mano dejó promedio de .284. Y en la casilla de cuadrangulares, guarismo más resaltante para él, implantó una nueva marca para un novato con sus 52 pelotas mandadas a las gradas; dejando atrás los 49 vuelacercas conectados por Mark McGwire en 1987.

Además de esto, sus 114 carreras remolcadas fueron la segunda cifra más alta del nuevo circuito, por detrás de las 119 de Nelson Cruz; y las 128 veces que pisó el plato lo colocan como líder absoluto de dicha estadística. Adjudicándose también el liderato de pasaportes recibidos con 127.

Por si fuese poco, también se llevó el Derby de Cuadrangulares celebrado en la ciudad de Miami, al conectar 48 estacazos de vuelta completa en las tres rondas del certamen.

En el viejo circuito Cody Bellinger consiguió posicionar sus números muy por encima de los otros jugadores novatos que vieron acción esta campaña. El inicialista de 22 años, tomó el testigo de lo hecho por su compañero de equipo Corey Seager la temporada pasada; cuando brilló con los Dodgers en su primera experiencia como ligamayorista y al final terminó llevándose el premio de Novato del Año.

Bellinger, es parte de la camada de jugadores de los Dodgers de Los Ángeles que alcanzaron las 104 victorias (máximo número de lauros de todo el béisbol) y llegaron a disputar la Serie Mundial luego de 29 largos años de espera y varios intentos quedándose en la Serie de Campeonato. Su aporte ofensiva y defensivamente fue de vital importancia para que esto fuese posible.

En la regular el joven dejó promedio al bate de .267, impulsó 97 carreras y pisó el plato en 87 oportunidades. Además su 39 pelotas sacadas del parque se convirtieron en un récord para un novato en la Liga Nacional; desplazando los 38 que conectó Frank Robinson en 1956. Sin lugar a dudas tiene los argumentos para obtener el galardón.

Por: Aaron Alexander.