Fernando Fuenmayor: Un sueño convertido en realidad

El sueño de Fernando Fuenmayor
29 junio 2020

Fernando Fuenmayor, quien se desempeña como alero en la Liga de Desarrollo de Básquet para el club Obras, tuvo su primer llamado para la selección Vinotinto de mayores, y fue convocado para el partido de ida jugado en San Luis, Argentina, el 20 de febrero. La victoria se la llevaron los dirigidos por Fernando Duró con marcador de 68-74. 

En una nota previa con SportsVenezuela, había expresado su sueño de representar a la Selección. Dos meses después, su sueño se convirtió en realidad. 

Convocatoria sorpresiva

“Me llegó totalmente de sorpresa. El asistente del equipo en el club me pidió el pasaporte en una gira, lo cual fue raro. Cuando llegamos a Buenos Aires me escribió el asistente de Duró para darme la noticia. En una semana ya estaba con ellos. Fue más fácil por estar en Argentina”.

Con una semana de entrenamientos junto al resto de los compañeros, se reencontró con varios jugadores con los que ya había tenido experiencias previas. “Compartí con Miguel Ruíz, David Cubillán, Anthony Pérez, Pedro Chourio y Michael Carrera cuando entrené en Venezuela. Ya los conocía de antes, pero no sé si ellos a mí”, dijo bromeando. También coincidió con Carrera cuando este jugó para la primera de Obras por un corto tiempo. 

Describió su tiempo con la selección como “una experiencia totalmente profesional” y destacó la sabiduría impartida por el entrenador Duró. 

El de Maracaibo ya se había puesto la camiseta Vinotinto en las categorías juveniles, pero la diferencia entre ese proceso y uno como el de ahora, la resumió a una enseñanza que le dejó el técnico: “En las juveniles vas a mejorar y demostrar. En la mayor, vas solo a jugar, ya que tu puesto te lo ganaste por lo hecho en el club”.

Segundo año en Argentina

En esta temporada, Fernando Fuenmayor promedió 9.0 puntos con 6.1 rebotes siendo titular en la mayoría de los partidos, hasta que se dio por cancelada a consecuencia de la situación sanitaria.

En 21 juegos logró dos doble-dobles, aunque reconoce que no tomó muchos rebotes por jugar de puesto 3, posición en la que busca terminar de formarse, trabajando casi diariamente en el tiro exterior. Su mejor rendimiento en la ofensiva lo tuvo contra Peñarol: 18 unidades con un 66.6% en intentos de campo, incluyendo un triple. 

Comentó sobre la mejora de plantel, en comparación al año anterior: “La temporada pasada quedamos fuera de los playoffs. En esta, íbamos segundos cuando se terminó. Somos casi el mismo equipo y mejoramos mucho colectivamente, hubo una buena química”. Añadió que no tienen idea de cuando puedan volver a jugar con todo lo que está pasando. 

La actualidad de Fernando 

Durante la cuarentena, goza con la ventaja de poder ir a la cancha cada vez que quiera y lanzar balones. Esto, por vivir en las instalaciones del club. Además, sigue avanzando en sus estudios del profesorado en Educación Física. 

Fernando Fuenmayor no ha tenido problemas para adaptarse a una nueva cultura. De hecho, se definió como “un tomador de mate” y comparte eso con el resto de sus compañeros. La última vez que fue a Venezuela, fue objeto de burlas por su nuevo acento, pero dice haber aprendido a manejarse para que no le vuelva a pasar. 

Otro de los grandes cambios que ha visto es en su fisionomía. Desde su llegada se ha esforzado en el gimnasio para ganar masa muscular, llegando a los 100kg actualmente. “La diferencia es que, en los forcejeos, antes me movían con un brazo nomás. Ahora no”, admitió. 

En las metas a mediano plazo, sigue estando poder debutar con la primera del club y volver a ser tenido en cuenta para la Selección en futuras competencias.

Escrito por: Santiago Aceituno Rodríguez / @SantiAce23
Fotos: FIBA, Obras.