¡LOS NUESTROS PRIMERO!
Screen Shot 2019-05-23 at 8.11.35 PM

Guaros de Lara volverá a pelear por el cetro continental en la final de LDA

Guaros de Lara irá por el título ante San Lorenzo

Guaros de Lara disputará su tercera final de Liga de las Américas luego de vencer en un reñido desafío a Capitanes de Ciudad de México en el comienzo del Final Four, desarrollado el Polideportivo Roberto Pando, ubicado en Buenos Aires y casa de San Lorenzo de Almagro.

Fernando Duró inició con su habitual cinco abridor, conformado por: Heissler Guillent, Néstor Colmenares, Aaron Harper, José Vargas y Justin Williams.

Por su parte, Ramón Díaz, saltó al Roberto Pando con Rigoberto Mendoza, Jonatan Machado, Daniel Girón, Pedro Meza e Ismael Romero.

Un buen inicio que se fue diluyendo

Néstor Colmenares abrió el marcador con una bandeja en el primer ataque del partido. Sin embargo, Machado respondió al instante gracias a un triple desde el eje. La bestia se permitió anotar cuatro puntos seguidos, luego de par de tapones consecutivos de Justin Williams, quien igualó su promedio de 2.2 por encuentro.

Harper fue el primer jugador no llamado Colmenares en sumar al marcador con dos triples seguidos, que dieron la ventaja a los crepusculares 12-10 con 5:03 por jugar.

El juego se empezó a tornar errático, y la alta efectividad disminuyó. Cuando restaba 1:40 para el cierre del primer parcial, un tiro libre del ex-NBA, Jorge Gutiérrez, aunado a un doble con adicional, igualaron las acciones a 16-16.

Los mexicanos tomaron el mando del choque, gracias a un parcial de 10-2, que les hizo ganar el periodo 22-18.

Guaros se recuperó

El segundo cuarto comenzó mal, con un robo de Gutiérrez que materializó los puntos con una bandeja sin oposición alguna.

Mientras tanto, la ofensiva de Guaros parecía trabada, aunque Colmenares que parecía tener una noche fina debajo de los tableros, y convirtió una canasta in extremis. Posteriormente, la situación se repitió, aunque esta vez sí se consumió el reloj de 24. Fiel reflejo de lo atado que se encontraban en la toma de decisiones.

Como sucede siempre cuando el ataque no fluye, apareció Guillent con un triple desde ocho metros que acercó los suyos a una posesión corta (25-23).

Colmenares con su décimo punto empató la pizarra (25-25). Esto obligó al entrenador de Capitanes, Ramón Díaz, a solicitar descuento de tiempo en las medianías del periodo.

Después del  tiempo muerto, la paridad continuó hasta el fin de los primeros 20 minutos, y el elenco criollo se llevó por 15-9 un parcial muy disputado, caracterizado por la poca efectividad. De esta forma, Guaros marchó a los vestuarios arriba por dos (33-31).

Un parcial reñido

El complemento comenzó igualado, tanto que Capitanes tomó la delantera después de una carrera de 6-0 por jugar, pues el score señalaba un 41-38 que llevó a que Duró pidiera tiempo.

Todo parecía ir muy bien en el conjunto mexicano, sin embargo, una falta técnica adjudicada a Jorge Gutiérrez le otorgó un leve respiro a los de Barquisimeto.

Heissler estuvo en lo suyo, sus canastos al hilo emparejaron el partido a 43-43. No obstante, los crepusculares no supieron aprovechar el envión. Gutiérrez devolvió la ventaja a los suyos con un triple.

La peor noticia fue la cuarta falta de Justin Williams, con más de 15 minutos por jugar. Pero la pésima puntería de Romero en la línea de castigo hizo que el margen nunca se moviera. Incluso, Guaros pasó la frente (49-48), con 2:30 por jugar.

Además, Yohanner Sifontes ingresó encendido y en la primera que tuvo desde la raya de los 6,75 concretó un canasto de tres puntos que destrabó el mal porcentaje que venían teniendo triples (3/20).

Capitanes no bajó los brazos, y entró en el último periodo adelante por mínima diferencia (54-53).

La experiencia fue la clave

Sifontes estaba decidido a convertirse en el factor X en su tarea de abrir la cancha, y con otro triple lo consiguió. Algo fundamental dado lo cerrado del desarrollo.

Gregory Vargas se contagió por la personalidad que mostró el joven alero y con otro canasto triple puso al combinado venezolano arriba 59-56. A su vez, Colmenares volvió a reclamar protagonismo, y consecuencia de sus dos encestes, el margen se estiró a siete (65-58).

El cubano Ismael Romero, seguía con su martirio cada vez que se paraba a castigar las múltiples faltas que recibió. Guaros supo leer esto, y en una especie de ”Hack a Romero”, encontró una punto débil en su rival.

La experiencia de los actuales monarcas del baloncesto venezolano primó sobre el entusiasmo mexicano. El final fue un monólogo larense. No hubo equivalencias entre ambas escuadras. Apenas 2:20 restaban para la culminación del partido. Los dirigidos por Duró estaban 75-62.

Esto siguió hasta el cierre, y el marcador definitivo cerró en 81-66. Un resultado que selló el pase a su tercera final en tres años, esperando que tenga el mismo desenlace que el par de ocasiones anteriores.

”La Bestia” hizo estragos

Néstor ”La Bestia” Colmenares fue amor y señor de la pintura. El interno de 32 años tuvo una noche soñada, donde sacó chapa de su amplia experiencia en el plano continental.

En 25:44 de acción, marcó 18 tantos, producto de 9/11 en dobles, capturó nueve rebotes, entregó par de asistencias e igual número de robos.

Harper lo escoltó con 16 unidades, aunque este lo logró en 20 disparos.

Importante ha sido el 2/17 que lanzó Ismael Romero en tiros libres, lo cual manchó su correcta actuación de 16 puntos y ocho capturas.

Texto: Alejandro Jesús Fernández / @AlejoFer1398

Foto: Liga de las Américas 

Redacción Sportsvenezuela.com