Josef vs. Acuña: un duelo épico por el trono en Atlanta | Sports Venezuela
¡LOS NUESTROS PRIMERO!
Screen Shot 2019-05-23 at 8.11.35 PM

Josef vs. Acuña: un duelo épico por el trono en Atlanta

Comparte esto
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook

Se levantan los fieles asistentes del majestuoso Mercedes-Benz Stadium, va a cobrar una pena máxima el ídolo de la afición. A los segundos, todos celebran con cara de asombro, ¿qué acaba de hacer Josef Martínez? Se preguntan los más de 70 mil espectadores que pagaron la entrada. El ‘7’ acababa de hacer un salto antes de patear que dejó a todos petrificados.

A 13.8 millas de ahí (unos 27 minutos en automóvil) se disponía a batear un sabanero varguense, la esperanza y sensación de los Bravos de Atlanta. El novado del que todos hablan en la inmensidad de Georgia. Este hizo levantar de sus asientos a los fanáticos en el SunTrust Park por su habilidad para fildear.

Todo empezó en 2018, Josef Martínez quería convertir en un templo al Mercedes-Benz Stadium y hacer que el soccer fuese amado en la ciudad. Ronald Acuña Jr. llegó en otro plan, ganarse el cariño de todos con base en su talento y reimpulsar a los Bravos.

¿Quién se iba a imaginar que en la ciudad donde reinaron Chipper Jones, Tom Glavine, John Smoltz y Gregg Maddux, ahora brillan dos venezolanos. Uno va vestido de Bravo, y otro construye un legado en Georgia vestido de corto y marcando goles; la alegría perdida en una ciudad que tenía años sin celebrar títulos deportivos, regresó.

Por tradición siempre fue una ciudad beisbolera, los Bravos poseen tres Series Mundiales, 17 campeonatos divisionales y 17 banderines de la Liga Nacional en sus vitrinas. Ni en la NBA con los Hawks, o en la NFL con los Falcons, han podido tener un éxito remotamente cercano.

Los Hawks ganaron su único título en la NBA durante la zafra de 1958, y los Falcons jamás pudieron conquistar un Superbowl. Sí ganaron dos campeonatos de Conferencia (1998 y 2016) y seis campeonatos de División; NFC Oeste (1980 y 1998), NFC Sur (2004, 2010, 2012 y 2016). Estos últimos saben a poco, aunque han logrado hilvanar mejores resultados en la última década.

En el beisbol se refugiaron por un período extenso, lleno de éxitos y decepciones. Los Bravos, bajo el mando de Bobby Cox, establecieron la marca histórica de 14 campeonatos divisionales de manera consecutiva desde 1991 hasta 2005. Su premisa: el buen pitcheo, con abridores legendario en la Gran Carpa.

Sin embargo, solo pudieron ganar la Serie Mundial de 1995 frente a Cleveland en ese trayecto. Cayeron también en los Clásicos de Otoño que jugaron en 1991, 1992, 1996 y 1999. De ahí en adelante la ciudad se quedó huérfana de títulos.

Y llegó el fútbol a cambiarlo todo

En marzo del 2017 la ciudad se alistó para vivir nuevas y desconocidas emociones con el estreno oficial del Atlanta United en la Major League Soccer. Josef Martínez llegaba desde Italia con hambre de goles a comandar el ataque. El artillero Vinotinto no tardó mucho en hacer historia, ya que el 12 del mismo mes que debutaron, concretó el primer hat-trick del club.

De ahí en adelante muchos conocen la historia. El oriundo del Barrio El Combate guió, junto a Miguel Almirón, al club a su primer título en 2018. Un año en el que Josef rompió el récord de más goles en una temporada en la MLS; era de 27 y él la terminó en 35, y empató la marca de más juegos consecutivos con gol (9).

En este 2019 las cosas no han cambiado, lo único diferente es que se fue Gerardo “Tata” Martino de la dirección técnica y llegó Fran De Boer. También se marchó Almirón y en su lugar pagaron $18 millones para fichar al “Pity” Gonzalo Martínez, que ahora es el socio favorito del criollo.

Por lo demás, el Martínez venezolano continúa en su faena. Rompió el récord de más partidos seguidos con gol (va por 11) y lleva 21 dianas, está por alcanzar al líder Carlos Vela, y goza de estar por encima de Zlatan Ibrahimovic en la tabla. Despertó un sentimiento dormido en la región.

Josef Martínez tiene 75 goles en 83 partidos, solo por liga, para un promedio de goles 0.90 que es el más alto en la historia de la MLS. Ha sido seis veces Mejor de la Semana y cuatro veces Mejor del Mes.

Ronald Acuña escribe su nombre entre los grandes

El novato sensación del 2018 sorprendió a todos con su capacidad para correr, batear con fuerza y sacar outs en las almohadillas desde su debut. Estas herramientas lo convirtieron en el tercer venezolano en ser Novato del Año en la MLB, y lo logró en una organización por demás rica en historia.

Durante su etapa de rookie sacó 26 pelotas del parque, robó 16 almohadillas, repartió 26 dobles y su OPS fue de .917. Números nada despreciables si se tiene en cuenta que pasó un tiempo por la lista de lesionados, por un esguince en su rodilla izquierda, y luego por un pelotazo en su codo izquierdo; mientras llegaba a los cinco juegos seguidos con jonrón en su primer turno.

Ocupó, además, la casilla 12 en la carrera por el MVP de la Liga Nacional.

Y varios especialistas vaticinaban que le iba a pegar el “síndrome del segundo año”. Acuña hizo caso omiso y pasó de ser Novato del Año a ser considerado un posible MVP de la Nacional. Su carta de presentación de momento es que va a llegar al 30-30, está a una base robada, y puede alcanzar incluso el 40-40.

Al momento de estafar su trigésima almohadilla, se unirá a Bob Abreu como los únicos venezolanos en hacerlo. El retirado jardinero del Caracas lo logró en un par de veces (2001 y 2004) con el uniforme de Filadelfia.

Si su osadía es máxima y logra sacar 40 bambinazos más 40 bases estafadas, Acuña Jr. será el primer venezolano en lograr tal gesta. De no alcanzar ese objetivo, no sería un fracaso ni mucho menos. Ya demostró que no le pegó la presión de mantener y superar su performance de novato, y todo lo que está por venir en esta campaña serán solo ganancias.

Sino, que lo diga Miguel Cabrera que para él -un triple coronado en la MLB- Acuña Jr. “es el mejor pelotero que ha nacido en Venezuela”.

La diferencia entre ambos

Acuña Jr. no es la cara principal de la MLB como producto, está muy lejos de serlo. Tampoco es la máxima referencia de los Bravos, esa responsabilidad recae en Freddie Freeman. Caso contrato en Josef Martínez, que es una de las estrellas de la MLS y es la caratula número uno que muestran los fanáticos en Atlanta si tienen que hablar de fútbol.

Más allá de ese contraste, es propicio ubicar los niveles de las ligas en las que ambos compiten. Ronald Acuña Jr. es un joven pelotero que se abre caminos en el mejor beisbol del mundo, se faja con las principales luminarias de ese deporte.

En cambio, Josef Martínez es goleador y estrella en una competición no es ni siquiera top tres en ligas de América. Los campeonatos de Brasil, Argentina y México están por encima de la MLS en cuanto a nivel, incluso Colombia le disputa ese cuarto sitial a la liga estadounidense.

Capaz a Ronald no le importe ser el máximo referente de los Bravos, tampoco a Josef que la MLS no sea una liga tan competitiva como son las europeas. Ellos encontraron su lugar en el mundo deportivo, fue en Atlanta que recibieron las oportunidades para ser realmente felices y solo la historia se encargará de posicionarlos en los lugares que hoy se debaten.

Por: Raúl Zambrano Cabello / @RaulZambrano7

Foto: @ATLUTD y Alejandro Villegas

Raúl Zambrano Cabello

Licenciado en Comunicación Social egresado de la UCSAR. Desde el 2015 en los medios deportivos y toda la vida casado con el deporte. Pasé por El Nacional Web, Ovación Deportes y Deportivo La Guaira. "Mis dos complementos perfectos son: escribir con pasión y vivir el deporte día tras día".