Screen Shot 2019-05-23 at 8.11.35 PM

Los escuderos de Michael Jordan

Escuderos Jordan
Comparte esto
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook

Fue el mejor jugador del mundo, jugaba en el mejor equipo de la NBA de los mejores años de la liga, todo un atleta soñado. Lideraba a los Bulls como león alfa a su manada, aguerrido, intimidante, firme. Siempre dejándole saber a las otros equipos que iría con todo por ganar. Pero Michael Jordan precisaba de varios de sus escuderos para ganar.

Como todas las manadas de leones, necesitaron de felinos fuertes para poder vencer y ganar la supervivencia. Los Bulls nunca fueron Jordan solamente. Desde Charles Oakley a Dennis Rodman, el conjunto de Chicago era un super equipo de la NBA.

El líder de los escuderos que hicieron ganador a Michael Jordan

Scottie Pippen tenía material de sobra para ser la estrella que liderara cualquier otro equipo de la liga. Sus cualidades de juego encajaban perfectamente para escoltar el juego de Mike, era un excelente anotador. Pasador de balón, reboteador y defensor. Scottie tenía unas cualidades de juego envidiable, era posiblemente el segundo mejor jugador de la liga.

Fue de los basquetbolistas más infravalorados, al punto de ser el sexto mejor pagado en su equipo, y no estar en la lista de los mejores 100 cobradores, en la temporada 1997-1998.

“Cuando hablan de Michael Jordan, tienen que hablar de Scottie Pippen” – declaró, Jordan en su serie documental the Last Dance. Pip fue drafteado en el año 1987, y promedió 19,1 pts. 5,2 reb. 5,8 asi 1.8 rob  en la temporada de 1998, cuando logró su último título con los Bulls.

Se fue a Houston en 1998 para formar un Big 3 junto a Olajuwon y Charles Barkley. Pero la química de equipo no cuajo. Luego se fue a Portland hasta 2003 y regresó por una temporada de retiro en Chicago en 2003.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es image.png
Pippen triunfó a la sombra de Michael Jordan (Foto:NBA.com)

La llegada de la filosofía Zen

El éxito de los Bulls no llego sino hasta que Phil Jackson tomó el mando de los banquillos, y en par de años, logró vencer en playoffs a Detroit Pistons, sus verdugos por varios años.

Rápidamente Phil Jackson se convirtió en el mejor entrenador de la liga, conocido por implementar el triángulo ofensivo de Tex Winter, y hacerlo famoso. Ganó un total de 11 títulos como entrenador, 6 en los Bulls, se fue a los Lakers en el 1999, y en el 2000 comenzó a traer campeonatos a California.

Su racha ganadora se extendió hasta 2003. Shaquille O’neal y Kobe eran las estrellas. Culminó su carrera retirándose con un bicampeonato en el equipo de Bryant y Gasol en 2010. Phil Jackson como entrenador nunca estuvo fuera de playoffs.

Charles Oakley y Bill Catwright

La primera estrella que acompañó a Jordan fue Charles Oakley. Muy poco recordada, pues estuvo en los años blancos del jugador de Carolina del norte y fue cambiado por necesidad de un centro en el equipo en 1988, a cambio de Bill Catwright. Promedió doble doble en su último años con el equipo rojiblanco, 13 pts y 12 reb, retirándose en Houston Rockets, en 2004.

Bill Catwright fue el centro titular del primer tricampeonato de Chicago. Los 2,16 de envergadura, además de su calidad técnica, hicieron que el gerente general Jerry Krause se fijara en él, depositara su confianza, y enviara a su segundo mejor jugador a Nueva York.

Se retiró en Supersonics de Seattle, dónde jugaba Gary Payton y Shawn Kemp. Fue entrenador sin suerte de los Bulls de 2002 a 2004.

El General

Horace Grant fue seleccionado en el puesto 10 de 1987 por los Bulls, y rápidamente se convirtió en el tercer eje ofensivo del equipo después de Jordan y Pippen. Durante la primera trilogía de Chicago era reboteador, póster y pasador. Tenías cualidades de juegos únicas.

Grant se fue a Orlando Magic en 1995, uniéndose a Shaq y a Penny Harthaway como tercer baluarte. Fue all Star ese mismo año, y convirtió la canasta que eliminaría a su ex equipo de los play offs. Sin embargo fueron barridos por los Rockets de Houston dónde militaba Carl Herrera.

Jugó en los Lakers de Phil Jackson y obtuvo un cuarto campeonato en 2001.

La estrella Yugoslava

Tony Kukoc era una estrella antes de llegar a la NBA al encarnar la figura del éxito en la antigua Yugolasvia.

La cadena de logros en la selección balcánica comenzó con una plata olímpica en Seúl 1988. Allí fue derrotado en las finales por la ya inexistente Unión soviética. Pero sus conquistas siguieron con dos medallas de oro en Eurobasket y una Copa Mundial en 1990, donde además fue MVP.

Las guerras Yugolasvas, en 1991, por diferencias políticas, económicas y religiosas lograron la disolución de países, y Croacia se convirtió en nación independiente.

En 1992 Kukoc ganó la plata olímpica con Croacia, derrotado por el Dream Team y dos años después pisó por primera vez la NBA, aunque previamente había sido escogido en el draft de 1990 y estaba en total seguimiento por parte de Jerry Krause.

Su adaptación al equipo fue lenta. Sin embargo, a pesar de ser alero su cualidades ofensivas y sus condiciones técnicas le permitían jugar en distintas posiciones, desde base hasta ala-pívot.

Es recordado por varias cestas sobre el cierre, sobre todo aquella a los Knicks en playoffs. Fue sexto hombre de la NBA en 1996,  y se retiró en 2006 después de una larga pasantía en Milwaukee Bucks.

Toni Kukoc tuvo un papel preponderante desde la segunda unidad de Chicago Bulls (Foto:NBA.com)

El nuevo piloto

Ron Harper era un base defensivo, aguerrido, efusivo y consistente. Era un pilar en todos los equipos de la NBA dónde cursó. En los cavaliers estuvo en playoffs durante muchas ocasiones. Se encontró varias veces contra los Bulls, su marcación a Jordan fue resaltante.

En 1989 se fue a Los Ángeles Clippers y sus prestaciones fueron incrementando. Era reconocido por la liga. No obstante, en 1994 es traspasado a Bulls, en donde fue titular desde que llegó, con muy sólidas actuaciones. 9,3 pts y 2,9 ast por juego en el año de su último campeonato con Chicago.

Sirvió como uno de los escuderos perfectos de Michael Jordan en el segundo tricampeonato. Fue campeón dos veces en los Lakers de Phil Jackson y ejerció de coach en Pistons después de su retiro.

Luc Logley

Luc Logley fue traspasado en 1994 a los Bulls proveniente de Timberwolves, fue el primer australiano en la NBA, abriéndole el paso a jugadores como Kyrie Irving, Ben Simmons y Andrew Bogut.

Tuvo la confianza de Jackson para ser titular en el segundo tricampeonato, en su último año en chicago promedio 11,4 pts y 5,9 reb, logrando un récord personal.

”El Gusano”

Dennis Rodman fue la pieza que terminó de armar el rompecabezas, un prodigio defensivo que conformó el Big 3 más recordado de la historia. Analizaba el tipo de lanzamiento de cada jugador para intuir la trayectoria y saltar por el rebote.

Era un jugador problemático fuera de la cancha, con un estilo particular y llamativo. Usaba el cabello de muchos colores. Pero cuando tocaba la hora de Jugar, no había nada que recriminar a Dennis Rodman. Daba el todo de sí en los tabloncillos. Se cruzó y les ganó varias veces a los Bulls, cuando aún militaba en “Bad boys” de Detroit.

Estuvo siete años seguidos liderando la NBA en rebotes, un récord. Fue mejor defensor de la NBA en  1990 y 1991 y durante siete años  estuvo en el primer quinteto defensivo.

La dinastía de Chicago es algo que quedará para el recuerdo, aunque siempre se menciona a Jordan en cada momento, siempre hay obreros que hicieron posible que el quipo blanquirrojo pusiera su nombre en alto en la historia del baloncesto.

Dennis Rodman triunfó como uno de los escuderos de Michael Jordan en su segunda etapa en Chicago Bulls (Foto: NBA.com)

Texto: Axel López

Fotos: NBA.com

Alejandro Fernandez

Deja un comentario