¡LOS NUESTROS PRIMERO!

Los verdaderos perdedores de la Superfinal de América

Copa Libertadores - @EmilioSansolini

La subasta por tener la Superfinal de América terminó, el botín mayor lo puso Florentino Pérez y Luis Rubiales desde Madrid para que el Santiago Bernabéu sea la casa donde se decida el campeón de la Copa Libertadores 2018.

España, el país “Conquistador”, irónicamente acogerá la final del torneo de clubes más importante del continente americano, que además lleva su nombre “Libertadores” en honor a los mártires que rompieron las cadenas contra el yugo ibérico.

“Que revivan a José de San Martín, a Simón Bolívar, Francisco de Miranda o Antonio José de Sucre para que se vuelvan a morir”, ironizó la hinchada y los especialistas al saber la decisión.

Libertadores de América

Finalmente el River Plate – Boca Juniors se disputará el domingo 9 de diciembre en coliseo de La Castellana, sentando un precedente inédito -en los nuevos tiempos- para la historia del fútbol sudamericano. Es la primera vez que un Clásico de Argentina se dispute fuera de América.

Tener que acudir a otro continente por la incapacidad de Conmebol en organizar un evento de altura es el verdadero problema de este meollo. Que se jugara en el Santiago Bernabéu, en Camp Nou, en Old Trafford o hasta en Doha no era el punto de la conversa.

Aquí se perdió la oportunidad histórica de relanzar el fútbol Sudamericano de una vez por todas al mundo y la mejor vitrina era el River – Boca. No de gratis varias ciudades del mundo estuvieron interesadas en ser la sede de este encuentro de vuelta. Claro, ellos sí están acostumbrados a montar logísticas de nivel para ocasiones como esta.

Perdió el fútbol sudamericano

Es sencilla la ecuación, el campeón de un torneo tan prestigioso como la Libertadores se tenía que decidir en América. Hubiese sido Miami, Ciudad de México, Asunción, Medellín, Río de Janeiro o Lima. Todas ellas estaban preparadas para montar el espectáculo.

¿Se imaginan una final de Champions Real Madrid – Barcelona en Buenos Aires? Una locura que los europeos no aceptarían. Acá sí porque da la sensación que en Conmebol aprovecharon los disturbios en las afueras del Monumental para sacar provecho a otros objetivos.

Ganó Luis Rubiales, Florentino Pérez, Pedro Sánchez y Alejandro Domínguez. Perdieron Boca, River, los hinchas verdaderos del club millonario y el fútbol sudamericano en general. Es una mancha muy oscura que tardarán décadas en borrarse.

Una vez más se rieron del fútbol de nuestro continente al tratar como una “copita” más a la prestigiosa Libertadores de América. La más emocionante y pareja del mundo, la que cada año tiene un campeón distinto.

Escrito por: Raúl Zambrano Cabello / @RaulZambrano7

Foto: @EmilioSansolini

Raúl Zambrano Cabello

Licenciado en Comunicación Social egresado de la UCSAR. Desde el 2015 en los medios deportivos y toda la vida casado con el deporte. Pasé por El Nacional Web, Ovación Deportes y Deportivo La Guaira. "Mis dos complementos perfectos son: escribir con pasión y vivir el deporte día tras día".