¡LOS NUESTROS PRIMERO!

Luis Jiménez hundió al Magallanes y Caribes pasó a semifinales(+Fotos)

Jiménez10119

Hay jugadores destinados a escribir historias mágicas en el torneo  2018-2019 de la Liga Venezolana de Beisbol Profesional  y Luis Jiménez es uno de ellos.

Con un laberíntico jonrón, en el comienzo de la séptima entrada, el bateador designado quebró un empate (4 a 4) y empujó las tres carreras con las cuales los Caribes de Anzoátegui doblegaron el jueves 7 a 4 a los Navegantes del Magallanes, para avanzar a las semifinales del torneo 2018-2019.

“El Gigante de Bobare”, uno de los cuatro cañoneros que colecciona al menos 100 cuadrangulares en la ronda eliminatoria de la Lvbp , se erigió como el héroe del cuadro oriental que ganó su cuarto seguido para imponerse 4 a 2 sobre La Nave Turca en la serie de primera vuelta de postemporada.

Jiménez, quinto toletero de La Tribu y quien había fallado en sus cuatro turnos previos, empalmó una recta del relevista estadounidense Ryan Kussmaul para depositarlo en la parte más profunda del jardín central. Silenció a los 8.821 fanáticos filibusteros que conservaban esperanzas de remontar el cruce al mejor de siete encuentros.

Fue un batazo impresionante. Tras ejecutar su swing, la pelota se elevó a una altura considerable, al punto de que Alberth Martínez, custodio de la pradera central que reemplazó a Endy Chávez (que se retiró del tope por problemas estomacales), parecía tenerlo dominado.

Martínez retrocedía y la bola no bajaba hasta que su humanidad impactó contra la cerca del estadio José Bernardo Pérez de Valencia, estado Carabobo. Así se percató que su esfuerzo había sido inútil. Presenció cómo la esférica abandonó el escenario ante su profunda frustración.

Un cañonero corajudo

Jiménez, quien acabó de 5-1 y llevó al plato tanto a Alexi Amarista (segunda base) como a  Willians Astudillo (leftfielder), le dio a su estacazo ribetes heroicos, pues lo tronó con dos outs.

Tras el compromiso, y en plena celebración, Otto Padrón, gerente deportivo de Caribes, explicó el por qué la novena logró imponerse en un reducto pirata en el que había sucumbido en los careos uno y dos de la llave.

“Desde la campaña 2010-2011 nunca Caribes ha dejado de estar entre los cuatro mejores equipos de la LVBP. El logro fue producto, tal y como los jugadores dijeron,  de no perder el optimismo ni dejarse vencer por las adversidades”, señaló Padrón.

Jiménez no fue el único indígena que se llevó la barda en el duelo. Las dos primeras anotaciones del conjunto visitante llegaron gracias a un tablazo de vuelta entera de Orlando Arcia, campocorto que sacó la bola por el centro del diamante ante el abridor Logan Durán, que se marchó sin decisión.

Arcia concluyó de 4-1 con marcada y un par de empujadas. Astudillo duplicó en tres chances, pisó el plato una vez y llevó a dos compañeros hasta el home y también resaltó.

En el noveno tramo, y frente a Pedro “El Amolador” Rodríguez, protagonizó otro momento inolvidable. Recibió un bolazo que, según los entendidos, fue la respuesta a su festejo excesivo tras conectar un jonrón para decidir el quinto careo. Tomó la base sin generar ningún conflicto.

También resaltó Amarista, un camarero que se fue de 4-3 con dos registradas.

Por Magallanes, que niveló el score transitoriamente en el quinto acto, resaltó Reynaldo Rodríguez (leftfielder), quien sonó de 3-1 con dos producidas. Delmon Young (designado) culminó de 3-1 con anotada y empujada.

Gregory Infante levantó su mano

Gregory Infante, refuerzo proveniente de Tiburones de La Guaira, se acreditó la victoria al trabajar 1.2 innings, recibir dos hits, admitir una anotación, no regalar bases por bolas y propinar dos ponches. Colocó su marca en 2-0 en la postemporada.

Juan Carlos “Bola 8” Gutiérrez se adjudicó su tercer salvamento de la instancia, al retirar el noveno capítulo sin contratiempos.

Kussmaul, víctima de la conexión de Jiménez, sufrió la debacle. Quedó con balance de 0-1.

“Definitivamente el pitcheo hizo un buen trabajo y llegaron a dejar a Magallanes, el equipo con la ofensiva más potente del año, a promediar menos de .200 en los tres juegos en Puerto La Cruz. Esas tres victorias nos dieron mucha confianza y por eso triunfamos aquí en Valencia”, agregó Padrón.

Anzoátegui enfrentará desde el sábado a Leones del Caracas en la única semifinal que ya está definida. El cruce se iniciará en el estadio Universitario de la capital de la República.

Jiménez

Caribes se volverá a ver las caras ante los Leones del Caracas que arrancará el sábado (Foto: Saúl Zerpa/ @SaúlZerpa_

 

Navegantes, que antes del careo había recibido la noticia de que su estratega Luis Dorante se había alzado con el premio Mánager del Año de la fase regular, se jugará la vida este viernes, a las 7:00 pm, contra Tigres de Aragua en el Duelo de Comodines. Los bengalíes cayeron 4 a 2 ante los melenudos en su serie de playoff.

El cotejo entre navales y rayados se desarrollará en Valencia, pues los primeros obtuvieron ese derecho por culminar en la cima de la tabla en la primera etapa.

Escrito Por: Joseph Ñambre | @JosephSports27

FotosSaúl Zerpa | @Saulzerpa_

 

Daniel Parra