Marinos: De la cumbre al foso por las deudas

30 diciembre 2019

Marinos de Anzoátegui no disputó muchos partidos frente a su público este 2019 en medio de la incertidumbre económica que rodea al equipo y al deporte de la canasta en el país. Sin embargo, el conjunto oriental tuvo su prueba en la Copa de la Liga Profesional de Baloncesto (LPB), que se disputó en mayo y junio.

El equipo más ganador del circuito rentado nacional no pudo incorporar jugadores debido a la sanción impuesta por la Federación Internacional de Baloncesto (FIBA) a raíz de la demanda ejercida por Germán Gabriel y Joel Akindele, acusando impagos en las anteriores temporadas.

Los nombres de Édgar ‘’Petare’’ Martínez, Gendry Correa, Jholbert Méndez y José Sojo ganaron preponderancia en el esquema de Manuel Berroterán, aunque al igual que en 2018, finalizaron últimos de su zona con récord de cinco victorias y 11 caídas, cinco de esos reveses en la ‘’Caldera del Diablo’’.

Si bien es cierto que Marinos no perdió en ningún partido por más de 20 puntos y vendió cara la derrota en todos los juegos de local, consecuencia de la desventaja clara frente a otros equipos con tres importados como Guaiqueríes de Margarita, Panteras de Miranda, Bucaneros de La Guaira y Gigantes de Guayana.

Marinos pasó de la gloria al ocaso

Hace 10 años, Marinos de la mano de Óscar Torres y Hector Pepito Romero celebraba, haber ganado el séptimo juego de la final contra Cocodrilos de Caracas para darle al Acorazado su  séptimo cetro de la LPB.

Resultado de imagen para marinos campeón 2009
Óscar Torres levanta el título de campeón en 2009 (Foto: Prensa LPB)

Al año siguiente es imposible olvidar el triple sobre la bocina de Donta Smith en el cuarto juego de la final frente a Cocodrilos de Caracas, aunque aquella sería terminaría con los capitalinos alzando el trofeo de campeones.

Donta Smith hizo una de las jugadas más históricas de Marinos en la última década (Video: Meridiano)

Esa gloriosa etapa se extendió hasta 2017, campaña en la cual el quinteto anzoatiguense llegó a la serie decisiva por última vez, en la que perdió con Guaros de Lara.

En el medio hubo cuatro títulos (2011, 2012, 2014, 2015), siendo la institución del deporte profesional venezolano más laureada durante ese periodo. Pero la deuda arrastrada por la última plana de dirigentes para con varios integrantes del plantel parece ser el catalizador de la actual situación del conjunto.

En 2015 Marinos obtuvo su último título (Video: LPB)

”La dirección que tomaron en sus decisiones no ha sido la correcta”

Domingo Cirigliano, fundador del equipo y directivo principal de la institución en la etapa más gloriosa estuvo como espectador de lujo en uno de los partidos que disputó Marinos durante la Copa LPB. Allí, no quedó al margen de opinar sobre la actual situación que atraviesa el combinado oriental.

’Yo no creo que sea una cuestión del equipo o la gente que viene a apoyar. Esto tiene que ver con la dirigencia. La dirección que tomaron en sus decisiones no ha sido la correcta. Se ha descuidado un poco al programa y la imagen’’.

Domingo Cirigliano

Los comentarios de Cirigliano contrastan con los de Víctor David Díaz, quien fue director adjunto al propietario en 2017 y presidente entre 2018 y 2019. Para el ex escolta de la Cocodrilos de Caracas y la selección nacional, hay cosas restacables durante su gestión.

‘’Hay que recordar que durante mi primer año llegamos a la final contra Guaros. Después de allí es que vinieron las situaciones que yo tomo pero no son mías. Cuando Germán Gabriel estaba aquí yo no pertenecía a Marinos. Son cosas que me tocó heredar’’.

Víctor David Díaz

Luz en el camino para el más ganador de la LPB

A pesar de no existir certeza sobre el inicio de la temporada 2020 de la LPB, la sanción que acaecía sobre Marinos fue levantada provisionalmente al saldar de manera progresiva la deuda que se tenía con Germán Gabriel. Esto no quiere decir que la FIBA no pueda volver a actuar en caso de no cumplir lo acordado.

Gustavo Mendiri, presidente de Marinos entre 2012 y 2015, volverá a ejercer el cargo que deja Díaz. Durante su etapa al mando del Acorazado, presenció tres cetros y un subcampeonato. Aquel de la polémica en 2013, cuando Marinos perdió el séptimo juego como local frente a Cocodrilos, en el final de una rivalidad que le otorgó mayor aliciente a la LPB.

Los aficionados, asiduos asistentes a la ‘’Caldera’’, esperan volver a observar al equipo más ganador de Venezuela, tal y como fue. Se avizora el posible regreso de fichas del cuadro anzoatiguense como Gregory Vargas, Juan Herrera, Jesús Centeno y Michael Carrera’’.

‘’Para todos es un sueño jugar en casa, frente a tus amigos y familiares con la camisa de Marinos. Yo siempre voy a tener a Marinos en el corazón’’, afirma Carrera sobre la posibilidad de vestir de nuevo el uniforme azul marino en futuro cercano, tal y como lo hizo cuando fue pieza clave en el subcampeonato de 2017.

No obstante, varios de los talentos jóvenes entre los que se encuentran Édgar Martínez, José Sojo y Gendry Correa pueden ganarse un lugar en la rotación después de su buen andar en estos dos años tumultuosos en los que Marinos conoció el fondo de la tabla condicionado por situaciones extradeportivas.

Texto: Alejandro Jesús Fernández / @AlejoFer1398

Foto: LPB