¡LOS NUESTROS PRIMERO!
Screen Shot 2019-05-23 at 8.11.35 PM

Panamá salió del anonimato y se coronó campeón del Caribe

Panamá

El beisbol del Caribe le había dado la espalda a la Liga de Beisbol Panameña por más de 59 años, aunque un improvisto en la realización de la edición 61 de la Serie que tenía como sede la ciudad de Barquisimeto, en Venezuela, causó que fuera realizada en otro lugar y Panamá salió reluciente, para albergar un evento tan fuerte y quedar campeón sin ser favoritos.

Los Toros de Herrera fueron los encargados de darse cita en la contienda ante Cardenales de Lara, Cangrejeros de Santurce, Estrellas Orientales, Charros de Jalisco y Leñadores de Las Tunas, algo que parecía un logro ya contar como anfitriones en el Rod Carew de Ciudad de Panamá. Sin embargo, no se conformaron y conquistaron de manera autoritaria.

Las carreras salieron. Fueron decisivos, un pitcheo clave y en el Grupo B dejaron tendidos a los dominicanos y puertorriqueños, para hacerse con un puesto en la gran final frente a los representantes de Cuba, a quienes superaron con lo justo en el marcador, con resultado de 3 a 1 en el último y quinto cotejo.

Inicio favorable

Desde el primer episodio picaron adelante, cuando en la baja del inicio fabricaron un par de rayitas que los mantuvo ganadores desde temprano.

Primero Allen Cordoba soltó sencillo al jardín izquierdo que envió a Jilton Calderón a la goma. Más tarde Elmer Reyes sacudió línea por la parte derecha y mandó al mismo Cordoba a anotar la segunda.

El lanzador Harold Arauz trabajó una excelsa salida con cinco entradas presenciadas, permitió cuatro indiscutibles, una carrera y cuatro ponches recetados, para luego ser relevado por Anfernee Benitez en un capítulo, para mantener el triunfo, Luis Mateo trabajó dos en blanco y Manny Corpas se encargó de poner el cuarto candado de la Serie.

Carlos Benítez, por los antillanos, logró romper el muro colocado en el montículo panameño y con incogible de una base mandó a Alfredo Despaigne al plato.

Rodrigo Vigil selló la producción de carreras por los Toros en el séptimo y con tablazo al centro envió a Jonathan Galvez desde la antesala a pisar la goma.

Una prueba superada

En cinco oportunidades que un equipo panameño ha podido decir presente, esta es la segunda en que uno logra alzar el trofeo, luego de que Carta Vieja Yankees lo hiciera en 1950.

Nadie daba algo por Toros de Herrera que parecían los menos experimentados por su falta de presencia en estos eventos, pero no quedó para nada opacada, ya que jugó una gran pelota en el que contaron gran aporte ofensivo del Más Valioso del torneo, el campocorto Javy Guerra con promedio al bate de .467, con 7 inatrapables, 3 remolques, 2 anotadas en 15 turnos distribuidos en 4 juegos.

Con este titulo completado lleva a repetir a un conjunto del beisbol panameño a la próxima edición de la Serie del Caribe, que se llevará a cabo en la ciudad de San Juan Puerto Rico en el 2020, para defender su cetro.

El manager Manuel Rodríguez alzó su segundo trofeo en un mes, cuando el 3 de enero ganó la Liga Profesional de Beisbol de Panamá (Probeis) ante las Águilas Metropolitanas y ahora el 10 de febrero se quedó con la contienda caribeña.

Con esta hazaña inesperada, por solo tener días en albergar un evento tan prominente, sellaron con alegría un gran resultado y demostraron a la Confederación del Caribe, que Panamá tiene con qué pertenecer nuevamente y no un simple invitado.

 

Escrito por: Pedro Felipe Hernández | @pfhernandez7

 

Foto: Cortesía @reformaseoye

Redacción Sportsvenezuela.com