Rumbo al Mundial: República Dominicana, cuna del capitán Jack

29 agosto 2019

República Dominicana es un país caribeño que como buena nación de la región tiene al baloncesto como una de sus prioridades. No obstante, la pasión por el deporte de las alturas ha sido históricamente opacado por el béisbol y el boxeo, disciplinas en donde los dominicanos han sido sumamente exitosos.

Probablemente el hecho de que el básquet no sea todavía el deporte rey en la nación va ligado a la carencia de cosechas exitosas de la selección nacional. De hecho, República Dominicana solo ha participado en dos justas mundialistas y aun no se estrena en unos Juegos Olímpicos.

Todo cambió para bien en este siglo gracias al arribo de uno de los jugadores más inteligentes nacido en el continente americano: Jack Michael Martínez.

Pero para convertirse en un equipo a temer en América, los dominicanos pasaron décadas de lucha para ganarse el respeto del resto de potencias.

Limitados en Centroamérica

La selección de baloncesto de República Dominicana participó por primera vez en una competencia en los Juegos Centroamericanos y del Caribe de 1946. Para aquel entonces era la quinta vez que el baloncesto era una de las disciplinas en dichos juegos. Allí obtuvieron el cuarto puesto.

Desde entonces continuaron participaron en la justa centroamericana, pero sin conseguir resultados notables. Recién en 1974, como anfitriones, igualaron el cuarto puesto obtenido 30 años antes en su debut. En las cuatro ediciones previas no pasaron del sexto lugar.

Jefes del Caribe

El Centrobasket nació en 1965, pero no fue hasta 1969 cuando los quisqueyanos se anotaron en el torneo. La evolución fue notoria torneo tras torneo, cada dos años.

En su debut perdieron los dos partidos. Para 1971 estrenaron su casillero de victorias (2-4) y replicaron con un triunfo en la justa de 1973 (1-4). En las tres justas terminaron en el quinto puesto.

Organizaron el torneo de 1975 y mostraron una mejor cara. Cuartos y con registro positivo de tres victorias y dos reveses. Allí, con 19 años, debutó Vinicio «La Pantera» Muñoz, un alero que abrió muchas puertas. Pocos se imaginarían la gloria que estaba por llegar.

Panamá 1977 fue testigo de una gesta que a todas luces era improbable. Siete selecciones del caribe compitieron por el codiciado título. Puerto Rico y México partían como las selecciones favoritas. Pero República Dominicana y Vinicio Muñoz tenían algo que decir, o mejor dicho, que demostrar.

Los dominicanos ganaron seis partidos, incluyendo los decisivos, y se alzaron con la medalla dorada sobre los boricuas y los panameños. Aunado a ello, participarían en la Copa del Mundo de 1978. Pero antes se subirían una vez más a un podio.

Experiencia mundial honorable

Previo al Mundial de Filipinas 1978, el éxito continuó en menor escala en Medellín, casa de los Juegos Centroamericanos y del Caribe de 1978.

En Colombia, República Dominicana ganó cuatro partidos de seis y estuvo en el podio del caribe por segunda vez. Obtuvieron la presea de bronce, por detrás de Cuba, que aun era una potencia, y Puerto Rico, eternos dominadores de la región. Sin embargo, la medalla servía de impulso para la gran primera justa en la que participarían.

El sorteo del Mundial les deparó un grupo complicado: Estados Unidos, Australia y Checoslovaquia. Aun así, los dominicanos no se amilanaron. Cayeron por paliza ante Estados Unidos, como se esperaba (104-65). Luego, estuvieron a una canasta de superar tanto a Australia (74-72) como a Checoslovaquia (82-81).

En la ronda de consolación superaron a Senegal (80-76) y a Corea del Sur (113-93) antes de caer frente a Puerto Rico (119-89) y China (115-112). Duodécimo puesto que pudo ser más, pero que no dejó de ser honroso.

«El Rubio de Oro», Ivan Mieses, fue el máximo anotador dominicano, y tercer mejor anotador del torneo, con 18.1 puntos por juego. Vinicio Muñoz no se quedó atrás y promedió 11.6 tantos.

Oscuridad dominicana

Tras los dos años dorados de República Dominicana, en donde ganaron un oro, un bronce y participaron por primera vez en un Mundial, comenzó una sequía que duró décadas.

En los Juegos Centroamericanos y del Caribe terminaron cuartos en 1982 y 1986. Peor les iría en los Juegos Panamericanos, donde solo ganaron un partido de 13 disputados sumando las ediciones de 1979, 1983 y 1999.

Tampoco fue diferente la realidad en el Centrobasket. Oscilaron entre el sexto y el cuarto puesto desde 1981 hasta 1993. De poco sirvió la medalla de plata y las dos preseas de bronce que ganaron entre 1995 y 1999, puesto que no destacaron al medirse con el resto del continente.

Debutaron en 1984 en el prestigioso FIBA Américas. Allí las victorias fueron igual de esquivas, y hasta 1999 su mejor resultado fue la sexta casilla de México 1989.

«La Pantera» Muñoz jugó más de dos décadas con R.D. (Foto: AduanasDigital)

Inició la era del capitán Jack

Un quinto lugar en el Centrobasket de 2001 fue insignificante. Pero no fue así el debut de Jack Michael Martínez Ramírez.

Un ala-pivot con facilidad para jugar también de centro que tenía en aquel entonces 20 años. Y también tenía la mentalidad y la determinación para cambiar definitivamente la historia del baloncesto dominicano.

Rápidamente República Dominicana se ganó un sitial en la élite de centroamericana. En 2003 jugaron tanto la final de los Juegos Panamericanos como la final del Centrobasket.

En la final de la justa centroamericana Puerto Rico fue más y obtuvo su octavo título (93-83). Jack no jugó aquel torneo, pero pronto tendría la oportunidad de desquitarse.

Jugaron en casa la cita panamericana y se vengaron de los boricuas en semifinales (79-65). Pero Brasil, que estaba también viviendo buenos momentos, les quitó el trofeo (89-62). Primera final que disputó Martínez. Pero por supuesto, no fue la última.

A los quisqueyanos les tocó hospedar el Centrobasket de 2004. Barrieron en fase de grupos a Guatemala (75-71), Barbados (82-55) y México (72-68). En semifinales despecharon a Panamá (81-77). Puerto Rico los esperaba en la final.

La gran final está fácilmente está en el top de los mejores partidos de la historia del baloncesto dominicano. Los locales vencieron a los boricuas por un punto (75-74) y obtuvieron su segundo título en la historia de la competencia centroamericana.

Jack Michael Martínez fue seleccionado como el Jugador Más Valioso del torneo. Promedió 18.8 puntos, 10.8 rebotes y 1.8 asistencias.

Martínez entró en la historia rápidamente (Foto: HoyDigital)

Un inesperado quinto puesto en el Centrobasket de 2005 fue solo un bache. Martínez estuvo en el quinteto ideal de aquel gris torneo.

A partir de ahí, no hubo ningún otro torneo en Centroamérica en el que República Dominicana no se subiese al podio.

Martínez dominó a Puerto Rico

Ganaron bronce centroamericano en 2008 y plata en 2010, con Jack como figura. El metal plateado les dio el boleto al FIBA Américas de Mar del Plata, Argentina.

En el FIBA Américas de 2011 Dominicana se jugaba el primer pase olímpico. Allí Martínez contó con un socio especial: el NBA Al Horford, quien había debutado tres años antes.

Un remontada de 11 puntos en el último cuarto ante Venezuela (92-89) en la fase de grupos dejó entrever que ese grupo era especial. Solo Canadá los venció en la ronda de inicio. Triunfos ante Panamá y Uruguay en la segunda ronda aseguraron el pase a semis.

Se encontraron con Brasil, quien les impidió obtener el boleto olímpico (83-76). 18 puntos de Horford y 15 rebotes de Martínez fueron insuficientes.

El haber pasado a semifinales les aseguraba disputar el Preolímpico de Caracas 2012, pero no se fueron sin antes vencer a Puerto Rico (103-89) y obtener el bronce. Martínez promedió 14.5 puntos y fue líder reboteador del torneo, con 12.1 tableros por juego.

Antes del Preolímpico estaba el Centrobasket de 2012. Se realizó en Hato Rey, sector antiguo de Puerto Rico. El tridente de Martínez, Al Horford y Francisco García lideró a una nación que culminó invicta. Jamaica, México, Islas Vírgenes y Costa Rica cayeron en la fase de grupos.

En las semifinales se encargaron de Panamá. 79-62 fue el marcador. Fácil. José Juan Barea y Puerto Rico estaban listos para coronarse en casa.

Pero el capitán Jack tenía otros planes: doble-doble de 23 puntos y 11 rebotes que silenció a los boricuas (80-72). Tercer título centroamericano de los quisqueyanos, segundo bajo el ala de Jack Michael Martínez, quien promedió 14.2 puntos y 11.0 rebotes en Hato Rey.

Selección ganadora en 2012 (Foto: Sacandomelao)

Sueño olímpico incumplido

En Caracas 2012, Dominicana compartió grupo con Rusia y Corea del Sur. Los rusos los vencieron (84-69). Pero previamente habían vencido (95-85) a los coreanos, liderados por 30 puntos de Horford y 25 rebotes de Martínez. Se dirigieron a cuartos.

En los partidos eliminatorios eliminaron a Macedonia (86-76) gracias a 28 puntos de Francisco García.

Lituania, Maciulis y Valenciunas fueron mucho en semis (109-83). Una última bala tendrían ante Nigeria, la gran sorpresa del torneo.

Un estrepitoso último cuarto en el que los africanos les endosaron un parcial de 29-16 arruinaron el sueño olímpico de Martínez y toda una nación. 88-73 fue el score final.

Un grupo especial que mereció más (Foto: FIBA Americas)

Otro viaje mundialista

En 2013 regresaron a Caracas para disputar el Premundial. Karl Anthony Towns ya contaba con minutos, tras haber pasado en la banca todo el Preolímpico.

Clasificaron con lo justo a la segunda fase. Y allí no fallaron. Victorias ante Jamaica (78-60), Puerto Rico (99-84), Canadá (81-74) y Uruguay (86-76) les dieron el pase a semifinales y lo más importante, el ticket a España 2014.

Puerto Rico por fin tomó venganza en semis y los derrotó 79-67. Por último, Campazzo y Argentina fueron imparables y se quedaron con el bronce (103-93). Nada que reprochar: el trabajo estaba hecho. Solo Esteban Batista y Tristan Thompson superaron en el aspecto reboteador a Martínez.

Los caribeños compartieron grupo mundialista con Estados Unidos, Turquía, Nueva Zelanda, Ucrania y Finlandia.

A excepción de una sorpresiva derrota ante Ucrania (72-62) en el debut, Dominicana ganó los que tenía que ganar y perder los que se esperaba que perdiesen. Pasaron como el tercer mejor equipo del grupo.

En octavos de final se terminó la travesía. Los Dragic’s eslovenos se encargaron de ello (71-61).

Martínez promedió 7.8 puntos y 3.7 rebotes en España (Foto: VegaBasket)

Gracias eternas, capitán

El eterno capitán, Jack Michael Martínez, se despidió a lo grande de su amada selección. Fue en los Juegos Centroamericanos y del Caribe 2014, posterior al Mundial.

Allí Martínez, ayudado por Edward Santana, se encargaron de asestar el último gran golpe a Puerto Rico, 72-71 en las semifinales.

La final ante Panamá se la tomó Martínez para sí. 24 puntos de Jack guiaron el tercer oro histórico en dichos juegos (83-69).

Así culminó un viaje de 13 años que dejó numerosas medallas, triunfos históricos ante un habitual como Puerto Rico, la segunda participación mundialista y lo más importante: el respeto de todo el continente.

Jack Martínez es el líder histórico en partidos jugados (110), competencias disputadas (18) y medallas obtenidas (10).

Veracruz fue la última plaza en la que Martínez (centro) se lució con la selección (Foto: Dominicanos Oro y Balón)

Era post-Jack

Tras la salida de Jack Martínez de la selección, República Dominicana ha tratado de mantenerse en los reflectores de la región. No obstante, no hay sido nada fácil.

En los Panamericanos de Toronto 2015 solo ganaron un partido de cinco. Mientras que en el Centrobasket del año siguiente solo pudieron repetir el bronce de 2014, en el que Martínez no jugó.

Y el solo hecho de no liderar a Centroamérica también los relegó en todo el continente americano. Para Río 2016 se quedaron en el camino. Fueron barridos en la segunda ronda del FIBA América México 2015 y un sexto puesto no bastó siquiera para ir al Preolímpico.

La «Americup» de 2017 tampoco fue buena. Fueron eliminados en fase de grupos.

Para las eliminatorias a China volvieron con más fuerza. En la fase de grupos solo la Canadá de Kelly Olynyk y la Bahamas de Buddy Hield los pudieron vencer.

Posteriormente, en una nada sencilla segunda fase, clasificaron como el mejor cuarto puesto, por encima de Uruguay. Su registro fue de siete triunfos y cinco derrotas.

El conocido Néstor «Che» García fue contratado como entrenador de cara al Mundial. Ronald Ramón, Victor Liz, Eulis Báez y Eloy Vargas -campeón este año con Trotamundos-, asistirán a su segunda cita mundial, tras España 2014, y serán los encargados de dejar en alto a los quisqueyanos.

República Dominicana fue encuadrada en el grupo G y jugará ante Jordania, Alemania y Francia.

Eloy Vargas (izquierda) llegará a China como campeón de la Copa LPB (Foto: FIBA)

Palmarés

  • Centrobasket: Oro (1977, 2004, 2012), plata (1995, 2003, 2010), bronce (1997, 1999, 2008, 2014, 2016).
  • FIBA Américas: Bronce (2011).
  • Mundial: Doceavo puesto (1978).
  • Juegos Olímpicos: Sin participaciones.

    Ranking FIBA: 11.

Escrito por: Jorge Fernández / @SirGeorgeF
Foto: SoloBasket.