Screen Shot 2019-05-23 at 8.11.35 PM

Víctor David Díaz: ”En octubre vamos a tener un Marinos en su máximo potencial”

Víctor David Díaz
Comparte esto
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook

No ha sido una temporada fácil de digerir para el fanático oriental, que ha visto como el equipo 11 veces campeón de la LPB, Marinos de Anzoátegui, afronta demandas y sanciones por parte de FIBA que han impedido la contratación de extranjeros además de cualquier tipo de transacción.

El presidente de la franquicia, Víctor David Díaz, entiende al aficionado, pero hace uso del optimismo. Comunica que se han estado haciendo avances en el pago de las deudas que mantiene con varios jugadores y confía que para octubre, cuando inicie la próxima campaña de la LPB, Marinos pueda armarse sin ningún tipo de restricción.

Se está haciendo un gran esfuerzo para terminar esta pesadilla de la demanda de Germán Gabriel. Que la FIBA levante la sanción. Ese día ”La Caldera” echará cohetes. Yo veo la luz al final del túnel, así que vemos esto como una preparación para la temporada de octubre, donde podamos estar completos. Ahí veremos a Marinos en su máximo potencial, con extranjeros y jugadores con experiencia

Víctor David Díaz

”Para mí ha sido un año y medio de mucho estrés, es difícil. Pero yo soy un hombre de responsabilidades. No les huyo. Es cierto que lo que está pasando no es lo correcto, pero está pasando y hay que buscarle una solución”, comentó el ex-Cocodrilos de Caracas.

”Yo fui jugador y no voy a dejar que un jugador se quede sin jugar”

Sobre lo atípico del desarrollo de esta Copa LPB, un torneo corto de dos meses que en parte ayuda a los integrantes de la selección nacional a mantenerse activos. Uno de ellos es Gregory Vargas, quien sufrió una situación que lo mantendría alejado de las canchas por el resto de competición debido a que su ficha pertenecía al elenco anzoatiguense.

”Hubo la presión este año de que los jugadores de la selección no se quedaran sin roce antes del Mundial. Pudimos tomar la licencia junto con el dueño de no salir hasta que se resuelva la situación. Pero no lo hicimos en apoyo de la liga”.

Hay que tomar en cuenta el esfuerzo que se hizo con la gerencia para que no se quedaran sin jugar. Yo fui jugador, y no voy a dejar que ninguno se quede sin jugar por el simple hecho de que Marinos tenga una sanción. La sanción la tiene la organización, no los jugadores. No puedo culparlos por querer jugar, así que se conversó y se les dio el chance de que vayan a otros equipos a poder tener minutos

Víctor David Díaz

Confía en los jóvenes

El otrora alero de la Vinotinto de las Alturas, pondera el desempeño mostrado por los nóveles basquetbolistas, quienes como consecuencia de una situación atípica tienen la oportunidad de desenvolverse y mostrarse en el ámbito profesional.

”De todo lo malo siempre se saca algo bueno. Esta circunstancia bien difícil ha sacado algo positivo, porque estos novatos tengan minutos, entrenen, se conozcan y vayan creyendo en ellos. Para mí eso es lo más importante en estas condiciones, que ellos agarren experiencia. Me atrevo a decir que junto a Cocodrilos tenemos la camada de jóvenes con más talento”.

”Quizás el fanático radical no lo entienda, yo puedo entenderlos. Este recambio iba a llegar tarde o temprano. Tal vez se dio una manera que no era la que esperábamos. Fue forzado, sí. Pero había que hacerlo”, manifestó.

Gestión en el Acorazado

”Hay que recordar que durante mi primer año llegamos a la final contra Guaros en 2017. Después de allí es que vinieron las situaciones que yo tomo pero no son mías. Cuando Germán Gabriel estaba aquí yo no pertenecía a Marinos. Son cosas que me tocó heredar. Uno hereda lo bueno y lo malo. Pero sé que no hay que huirle a los momentos difíciles porque después viene lo dulce. Me estoy comiendo las verdes pero si Dios me lo permite también me comeré las maduras”, resaltó el dirigente.

Vislumbró un combinado muy parecido al que dio tantas glorias a un fervoroso público oriental que supo ver en lo más alto a los suyos.

Pronto tendremos a tres americanos, a Michael Carrera y a otros jugadores con experiencia. Este momento es pasajero. No estoy justificando a la organización ni a nadie, solo es una circunstancia que estamos viviendo. Es como cuando alguien está enfermo, nadie quiere estarlo, pero cuando se está hay que buscar al médico y curarse. Aunque lo más importante es que hay que tener fe en curarse

VÍCTOR DAVID DÍAZ

”A lo mejor en octubre, al momento de la inauguración de la próxima LPB el escenario sea otro. Eso es algo que va a venir”, añadió.

Por lo pronto la franquicia naval debe afrontar la presente Copa LPB con muchos basquetbolistas de corta edad, los cuales a pesar de buenos pasajes de jueves, pecaron de inexpertos. Esta razón ha llevado a que tengan un récord de 2-4 luego de completado el primer mes de acción.

Texto: Alejandro Jesús Fernández / @AlejoFer1398

Foto: Samir Aponte / @samiraponteve

Redacción Sportsvenezuela.com