Zion Williamson fue una bestia con camisa de fuerza en su regreso

Zion Williamson jugó por tiempo limitado en su regreso
30 julio 2020

A poco menos de una hora para el regreso de la NBA con el partido entre Utah Jazz y New Orleans Pelicans, fuentes cercanas a la liga confirmaron que el novato Zion Williamson sí sería de la partida por parte de los Pelícanos. Finalmente “Zanos” se uniformó, jugó y destacó, pero tuvo un trato especial por parte de la dirección técnica: sus minutos fueron limitados. Lamentablemente para él y los suyos, los Pelícanos sucumbieron ante Utah por marcador de 106-104.

 

Recordemos que Williamson tuvo que salir de la burbuja por asuntos familiares. Se ausentó durante nueve días y volvió el 25 de julio. Luego tuvo que cumplir con poco más de tres días de cuarentena antes de practicar con sus compañeros. Se unió a éstos en la noche del 28 de julio.

 

Él declaró sentirse listo, pero a pesar de ello, el personal médico del club y el entrenador, Alvin Gentry, tuvieron la última palabra. Durante todo el día su participación fue una decisión de última hora. Y aunque fue titular, su tiempo de juego fue estrictamente manejado.

 

Williamson: destellos y highlights

 

Zion Williamson inició junto a Lonzo Ball, Jrue Holiday, Brandom Ingram y Derrick Favors. ¿Primer ataque de New Orleans? Balón a la “Bestia”. Respondió consiguiendo el canasto y una falta para completar una jugada de tres puntos a la antigua.

 

 

Hizo los primeros cinco puntos de los Pelicans. No obstante, fue sustituido después de cometer una falta ofensiva. Habían transcurrido solo tres minutos del período.

 

Ingresó nuevamente en el inicio del segundo cuarto. Mientras estuvo fuera de la cancha se mantuvo ejercitándose en las máquinas para mantener el ritmo. Anotó cuatro puntos: dos de dos de campo, incluyendo un alley-oop. Al igual que en el primer cuarto, fue sustituido antes de que completara cuatro minutos en cancha.

 

 

 

En la segunda mitad se repitió el libreto del primer tiempo. Zion Williamson salió del parqué luego de jugar 3:54 minutos del tercer período. En el último cuarto fue sustituido cuando restaban 7:19 por jugar.

 

Jugó 15:10 exactamente. Un control absoluto. Sumó 13 puntos y 2 asistencias -una de ellas digna de Jason Kidd-. Perdió el balón un par de veces. Encestó seis de los ocho tiros de campo que intentó. Aportó más para los highlights que en el desarrollo del partido en sí, por obvias razones. Fue una bestia con camisa de fuerza.

 

 

¿Será habitual la restricción de minutos para Zion Williamson?

 

Zion Williamson promedió más de 30 minutos por juego en los últimos ocho partidos pre-parón. Pero era previsible que tras no haber disputado ninguno de los partidos de scrimmage, jugase poco ante Utah.

 

Lo lógico sería que Alvin Gentry permitiese jugar más a Zion conforme pasan los días y los encuentros. Más allá de que los Pelícanos estén en carrera por clasificar a Playoffs, la directiva piensa más en el futuro que en el presente. Aún no están en posición de ser contendientes, por lo que sería un error forzar a semejante diamante en bruto.

 

Zion Williamson fue efectivo en la cancha. Especialmente en ofensiva; en el apartado defensivo tuvo algunas lagunas. No se le podía pedir mucho más. Además, tampoco era la principal opción en el ataque. Por lo pronto nos dejó buenos destellos, pero nada espectacular.

 

Como dato extra, el joven de 20 años lució la palabra “Peace” en el dorso de su camiseta. Cada jugador tuvo la oportunidad de elegir alguna palabra o frase de protesta social que desease mostrar en sustitución de su apellido.

 

El próximo partido para Williamson y los Pelicans será el sábado 01 de agosto a las 6:00 PM. Y tendrán a un duro rival enfrente: Los Ángeles Clippers. Veremos cuánto cambia la situación para el oriundo de North Carolina.

 

Escrito por: Jorge Fernández / @SirGeorgeF.
Foto: NBA.